COP21. Tras las palabras, llega la hora de la verdad.

Éste, ha sido un fin de semana de alegría universal, y no es para menos, anteayer 12 de diciembre de 2015, a las 19:26 horas de Paris, 195 países alcanzaban un acuerdo histórico  de lucha contra el cambio climático con el objetivo de garantizar la supervivencia del Planeta Tierra a lo largo de nuestras futuras generaciones.

Y sinceramente creo que debemos felicitarnos, y reconocer en toda su dimensión el enorme mérito que tiene el acuerdo alcanzado; no sólo por cuanto había en juego, sino porque atendiendo a las múltiples derivadas  e intereses económicos que hay de por medio, quiero creer que este acuerdo significa el triunfo de la dialéctica, la generosidad y el sentido común por encima de cualquier otro interés particular.

Felicidades de corazón, y espero que este sólo sea el primer hito y estímulo, que permita abordar con éxito y determinación, el resto de retos a los que se debemos enfrentarnos como humanidad a lo largo de las próximas décadas.

COP21 in Paris

No obstante, y como no podía ser de otra manera en esta bitácora, permitidme unas muy pocas líneas, para aportar un punto se sentido crítico al acuerdo alcanzado y sobretodo, una pizca de sentido común, equilibrio y objetividad a las palabras de la Ministra García Tejerina al respecto del acuerdo alcanzado y a las políticas llevadas a cabo por el actual Gobierno de España.

Antes que nada conviene resaltar que el acuerdo, que en palabras del Secretario de Estado de los Estados Unidos, John Kerry, debe permitir abordar la transición hacia una economía limpia y prevenir los efectos más devastadores del cambio climático; plantea como objetivo ambicioso contener el incremento de temperatura del planeta 2ºC por debajo de los niveles de la época preindustrial.

Hasta aquí todo fantástico, y aunque en mi introducción destacaba el triunfo de la dialéctica y de la generosidad por encima de cualquier interés particular, debo reconocer que me genera ciertos recelos el hecho de que a pesar de toda la  buena voluntad, no se haya conseguido acordar ningún tipo de sanción para aquellos países que no cumplan sus compromisos adquiridos de reducción de emisiones, y se deje toda la función de seguimiento a un comité de cumplimiento que sin capacidad sancionadora puede morir antes de nacer… vamos a ver.

Harina de otro costal son las declaraciones de la Ministra española de Agricultura, Alimentación y Medioambiente, la señora Isabel García Tejerina, que presa de la euforia del momento, aseguró  sin ningún tipo de vergüenza torera que “No hay ninguna razón por criticar la política española de renovables”,  e incluso y por si alguién dudaba del compromiso de la España del Partido Popular, nos tranquilizó  aventurando que “Sin ninguna duda España cumplirá sus compromisos de energía renovable en el horizonte de 2020″... ahí queda dicho.

Así pues, recogiendo el guante de la propia ministra, me permitiré recordar algunos datos relevantes que ilustran de manera objetiva cual es a día de hoy la situación de España respecto a sus compromisos de reducción de emisiones y cual es la situación de las energías renovables en España.

En primer lugar os muestro unos datos del Eurostat ( al última actualización es del año 2013) en los que se muestra la variación en las emisiones de gases de efecto invernadero respecto al año 1990. Conviene recordar que en este sentido, el compromiso de la UE es de reducir sus emisiones un 20% para el año 2020.

Gases Efecto InvernaderoObservamos  que España es de los pocos países que han aumentado sus emisiones, un 13,14%, siendo el primer país de la UE que más ha aumentado sus emisiones si descontamos a las islas energéticas como son Chipre, Malta e Islandia….en todo caso, me quedo tranquilo con las palabras de la señora ministra en las que se compromete a cumplir nuestro compromiso para el año 2020.

El siguiente gráfico nos muestra la evolución de la potencia solar fotovoltaica y eólica instalada en España a lo largo de los últimos años según datos de Red Eléctrica. Se observa claramente que durante los años de la legislatura del Partido Popular la evolución de potencia renovable instalada ha sido prácticamente nula…. no obstante la Ministra Tejerina, nos alecciona asegurando que no hay motivo para criticar la política española de renovables.

Potencia solar y eólica instalada

Y el último gráfico que quiero enseñaros corresponde a la evolución anual de la producción eléctrica a partir de carbón durante esta última legislatura del Partido Popular, y en la que se demuestra que a excepción del año 2013, en todos los años se ha se ha visto incrementada la cuota del carbón dentro del mix de generación eléctrica… sin palabras.

Producción eléctrica con carbón

Creo que estos tres gráficos son lo suficientemente explícitos como para despejar cualquier duda al respecto de la política del actual Gobierno de España en lo que se refiere a la lucha contra el cambio climático.

Y ya para terminar, también le pregunto a la señora ministra:

1. ¿ Es lógico seguir subvencionando el carbón español mientras se impone un impuesto a las instalaciones de autoconsumo solar?

2. ¿ Tiene lógica que las instalaciones solares que alimentan postes de recarga para el vehículo eléctrico también deban pagar peaje de respaldo por la energía autoconsumida?

3. ¿ Tiene lógica que las instalaciones con baterías, que aportan respaldo a los sistemas de energía solar deban pagar peaje de respaldo, toda vez que liberan de la función de respaldo a centrales térmicas contaminantes?

Ministra Tejeria, olvídese de la campaña electoral y no nos quiera vender lo que no ha sido, la prioridad del Gobierno de España no ha sido la lucha contra el cambio climático, ni la defensa y promoción del desarrollo de las energías renovables; no puede usted ahora defender lo indefendible.

Convocar una subasta de 700 MW de energía eólica y biomasa hace unas pocas de semanas, no es la solución;  porque aunque al final ésta se pueda usar para maquillar el fin de legislatura del actual Gobierno, mucho me temo que la subasta se dirige para favorecer los intereses de grandes operadores,  que al final son los que tendrán los recursos para participar en ella.

La lucha contra el cambio climático está en la promoción de la generación distribuida, en facilitar que  los usuarios puedan ahorrar en sus facturas de electricidad autoabasteciéndose con su propia energía limpia y renovable.

Y le digo más, le propongo que en la próxima legislatura, se reorganice el Ministerio de Energía para unirse al de Medioambiente, cambiando un Ministerio de Industria, Energía y Turismo, por uno de Energía y Medioambiente…. seria un buen primer paso, para ganar credibilidad.

Ha llegado la hora de la verdad, la hora de superar las palabras, y empezar a trabajar honestamente. El reto que tenemos por delante es mayúsculo, y si de verdad queremos cumplir con los acuerdos alcanzados este fin de semana en el COP21 de París, debemos dar virar de forma radical la política energética de España…nos jugamos la supervivencia de nuestras generaciones venideras.

Ayer por la noche, tuvimos la ocasión de ver el programa que Salvados dedicó a la Pobreza Energética… No lo dudéis, no nos merecemos como sociedad ministros tan faltos de empatía y humanidad como lo que mostró el Ministro José Manuel Soria con la señora Elisa.

Es nuestra responsabilidad no volver a repetir errores, espero y deseo de corazón, que cuando escriba mi próximo artículo dentro de una semana, sea para celebrar que el Partido Popular ha pasado a la categoría de mal recuerdo.  Game Over.

Un abrazo.

CompárteloEmail this to someoneShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn
Frederic Andreu

Acerca de Frederic Andreu

Hola, soy Frederic Andreu, Ingeniero Químico por el Instituto Químico de Sarriá (IQS) y post-grado en energías renovables por la Universidad Politécnica de Catalunya (UPC). Durante 10 años trabajé en Endesa Energia, primero gestionando grandes cuentas industriales y posteriormente cómo responsable de energía solar para España. Actualmente soy socio-fundador de SolarTradex y me apasiona desarrollar y compartir con todos vosotros este proyecto.

6 comentarios en “COP21. Tras las palabras, llega la hora de la verdad.

  1. Jo també em pensava que el PP passaria a millor vida a partir del 20D, però ara sembla que hi ha moltes possibilitats que hi continuï al govern espanyol amb l’ajuda inestimable de la crossa “ciudadana”

  2. Hola Frederic,

    Tras agradecerte de nuevo tus comentarios, que razón tienes en lo referente al Sr. Soria y que Dios te oiga en lo de que el PP pase a ser historia…
    Pero tendremos lo que votemos y no sé si lo conseguiremos.

    Saludos

  3. Buenos datos para recordarlos todo lo que han hecho en el PP por las renovables.

    Yo añadiría la fantastica idea que tuvieron en 2013 de aumentar mucho el peso del término fijo en la factura de la luz, y bajar un poco el término de energía.
    Con lo cual nos encontramos casi con una “tarifa plana de la luz”. Gracias a lo cual, aunque no encendamos la luz, casi estamos pagando lo mismo, maravillosa propuesta para fomentar el ahorro.

  4. con mi umilde opinion considero que el domingo no deberiamos de votar nadie solo los que van en las listas aver si se davan cuenta que el pueblo ya no se los cree para nada lo que nos dicen pa mi son todos lo mismo los pongo a todo el plantel de politicos en el mismo saco

  5. No puedo estar más de acuerdo en cada punto que expones en el post, y me gustaría dar mi humilde opinión al respecto, si se me es permitido.

    Añadir a todo esto un poco de pesimismo (por lo menos, por mi parte) en el ambiente del “cambio político”.

    Es evidente que en España tenemos una población alienada por norma general.
    No sorprende, dado que el “Best Seller” en 2014 fue otorgado ni más ni menos que la gran escritora e intelectual Belén Esteban. Entre otros logros de la sociedad española, encontramos hazañas como darle mayoría absoluta al actual gobierno. Es triste ver cómo se idolatra mediáticamente a personas que promulgan valores tales como el borreguerio y la garrulez, en lugar de seguir a personas que realmente merecen que su esfuerzo sea reconocido (como grandes deportistas medallistas casi anónimos, filósofos de la nueva era, artistas aplastados por “las modas”, etc).

    ¿A dónde quiero llegar con esto?

    Tal vez me confunda, y ojalá erre, es más, ruego al destino para que sea así.
    Se está esperando un cambio político enorme para este 20-D (¡vaya!, quedan menos de 48h), y personalmente creo que el cambio político va a ser del gobierno actual a un gobierno nuevo, aunque no muy diferente.
    Hablando sin tapujos, en el mejor de los casos, no creo que Podemos tenga mayoría absoluta (dado que el 50% de los votantes posiblemente nunca se interesen por la política, y voten a “su partido de siempre”, teniendo en el mejor de los casos un 70% de participación), teniendo así que pactar acuerdos con “los malos de la película”, las tres cabezas de la quimera española.
    Un gobierno tan “poco diferente” haría, por ende, “pocos diferentes cambios”, más que por iniciativa, por política y recursos democráticos.

    Esto nos lleva a un punto muy simple que recae sobretodo en la perspectiva de cada uno, en el modo que puede entender la política;

    ¿Qué esperamos con un cambio de gobierno? ¿Más derecha? ¿Izquierda tal vez?
    ¿Un modelo como el Danés? Difícil.
    ¿Una mejora en las renovables? Menos difícil, pero impulsado por la UE.
    ¿La abolición del llamado “impuesto del sol” con las restricciones que supone hacia el autoconsumo? Esperemos…

    Pero la cruda realidad a mi parecer, será una España sumida en lo de siempre, el pillaje y el “hecha la ley, hecha la trampa”.
    Llegaremos al 20% para el 2020 sí, con el agua al cuello. Pero más allá de eso, seguirán tirando de beta, en este caso, de beta de carbón y combustibles fósiles en la medida de lo que puedan.

    El tema del coche eléctrico y su futuro no lo tocaré puesto que aunque me interesa mucho, no sé a penas como para poder opinar sólidamente, aunque ya de por sí, me parece deplorable como se está llevando aquí el tema.

    Aquí el gran problema no son los partidos políticos, (aunque sí, lo son en una medida decente). El gran problema son los que están detrás de estos partidos. Llámalo IBEX35, llámalo bancos, llámalo eléctricas que controlan el monopolio de la producción y la distribución y pueden especular sobre el precio de la electricidad, los cuales son los responsables de que se tomen las medidas que se toman, y serán los responsables de que se tomen las medidas que se tomarán…o como sea… como se suele decir, llámalo equis…

    A fin de cuentas, esto no se soluciona por completo con un cambio político (como institución política). Se soluciona con una consciencia social despierta y abierta a la razón, culta y madura, lo cual dista a pasos agigantados de lo que se ve día a día por la calle, por la televisión, en los debates, en los mítines, y en cualquier aspecto que podamos plantearnos respecto al tema. La educación es muy importante, y en este país ya se encarga quien debe encargarse de que no nos interesemos por lo que hacen o dejan de hacer. No suena rara y poco familiar al oído la frase “¿Política? ¡Huy! Quita, quita… Hablemos mejor de fútbol”, y es triste…

    No obstante, quisiera concluir con algo positivo, tampoco van a ser todo desgracias. La gente está despertando, aunque tarde. Nos aguarda un futuro incierto.
    Quizás para esta legislatura incierta andamos algo mal, pero indistintamente de quién gane estas elecciones, esto sólo puede ir a mejor, no hablando particularmente de las energías renovables, si no de nivel de consciencia política y educación para nuevas generaciones. Sostengo la idea de que el cambio de ideas es un cambio puramente generacional, puesto que los adultos ya estamos viciados, pero nuestros hijos no. (con 21 años y hablando de hijos… quién me ha visto y quién me ve).

    Toca esperar, coger palomitas, y morderse las uñas hasta ver cómo se desenvuelve todo. Por lo pronto, el cambio me va a coger de joven, y posiblemente, éste pueda marcar mi trayectoria laboral. Que sea de manera positiva o negativa depende de la fuerza del pueblo (si es que no vivimos en una dictadura democrática, valga la contradicción).
    Lo que sí está claro es que no me voy a quedar de brazos cruzados mientras veo como el futuro de la renovable se estanca en este país (si es que al final lo hace).

    Esperemos, aun así, que no solo el Partido popular, si no que todos estos partidos, todos estos imputados, todas estas puertas giratorias, algún día tengan su Game Over, tanto entre rejas como en la miseria y el desprecio social, esperemos que pronto… Su política del miedo al final les acabará escaldando.

    La esperanza es lo último que se pierde y, yo espero (y creo) en que el miedo va a cambiar de bando.
    Como diría empuñando una sandalia un hombre a quien respeto mucho “Hasta la vista gangster(s), nos vemos en el infierno”.

    ¡Saludos!

    PD: Perdón por este “megapost”, no encontraba una manera resumida de como compartir mi opinión, y mis condolencias por aguantar “mi humilde chapa” :).

  6. La Energía Solar es la utilización de la radiación solar que alcanza la tierra como método para darle energía a cosas de la vida diaria. Esta radiación se transforma en energía por medio de paneles solares. En http://www.enlight.mx observamos la importancia del uso de este tipo de energía solar para la conservación del ambiente.

    Utilizada de forma correcta, la energía solar fotovoltaica o la energía solar, puede ser una inversión positiva en el hogar porque una vez que superes la producción de consumo de energía le comienzas a vender tu producción a la entidad que realiza la venta de energía no renovable.

    Para poder tener energía solar en el hogar en México es importante que tengas un espacio considerable de techo al que le peguen rayos solares durante una porción considerable de tiempo en el día, esto permitirá que tengas suficiente producción y sea una vía realmente útil. De otra forma podrías perder la inversión realizada en el sistema fotovoltaico.

Los comentarios están cerrados.